La esquizofrenia, lo que hace reír en un humorista 0


Un estudio realizado en la Universidad de Oxford determina que lo que arranca la carcajada de los humoristas son sus rasgos de personalidad psicótica.

imagesEsquizofrenia o trastorno bipolar. El estudio, que ha sido publicado en la British Journal of Psychiatry, revela que algunas características propias de la personalidad psicótica se refleja en los humoristas: un toque antisocial y un comportamiento compulsivo, por ejemplo. Algo que parece ser lo que despierta la carcajada del público. Tras analizar a varios humoristas, los científicos han llegado a la conclusión de que “el estilo cognitivo de las personas con esquizofrenia o trastorno bipolar produce risa” y, por qué no, el éxito de un monólogo humorístico.

Sin profundizar mucho, el estudio puede llevar algo de razón. Cuando presenciamos la representación de un monólogo, sin duda lo que nos hace reír son las cuestiones que reflejan la vida cotidiana desde un punto de vista extremo: el desprecio hacia los niños chicos, estereotipos sobre razas o nacionalidad, observaciones relativas al género… Pero siempre, cómo no, con ese toque de humor que produce la exageración. Una forma de mirar la realidad que tendría, según los expertos, “alguien con personalidad psicótica”. Según el estudio británico, donde se analizaron a varios cómicos de Australia, Gran Bretaña y Estados Unidos, “se obtenían puntuaciones significativamente más altas en cuatro características psicóticas cuando fueron comparados con un grupo control con personas que no tenían trabajos creativos”.

Los investigadores han contado con la participación de más de 500 humoristas, hombres y mujeres, que rellenaron un cuestionario diseñado para medir los rasgos psicóticos en personas sanas. Entre esas características médicas, que además de hacer reír describen un carácter psicótico, destacan “un comportamiento impulsivo o antisocial, y una mayor tendencia a evitar la intimidad”, según los expertos. “Los elementos creativos necesarios para producir humor son sorprendentemente similares a los que caracterizan el estilo cognitivo de las personas con esquizofrenia o trastorno bipolar”, explica Gordon Claridge, científico del departamento de Psicología Experimental de Oxford que dirigió la investigación.

El científico explica que “aunque la psicosis esquizofrénica puede ser perjudicial para el humor, en su forma más leve puede aumentar la capacidad de las personas de asociar ideas raras o inusuales, mientras que el pensamiento maniaco, que es común en personas con trastorno bipolar, puede ayudar a estas personas a buscar conexiones originales o chistosas”, dice Claridge.

Aunque padezcan rasgos bipolares o esquizofrénicos durante su actuación o durante su vida lo cierto es que cuentan con un poder especial al que la ciencia no va a llegar con tanto éxito como lo hacen los humoristas: hacer reír a carcajadas.

Fuente:ideal.es

 

Comparetelo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


+ siete = 11

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>