Tratar la Adicción al Cibersexo en Alicante


ADICCIÓN AL CIBERSEXO

adiccion cibersexo

 

Psicólogo Alicante – Adicción al cibersexo.

En mi consulta de psicología situada en el centro de Alicante realizo la evaluación y tratamiento de la adicción al cibersexo.

El cibersexo (sexo virtual), es cuando se busca la estimulación o excitación sexual por medio de la conexión online (chatear, webcam, envío de mensajes con contenido sexual explícito) sin contacto físico con otra persona que generalmente es desconocida, o bien cuando se consulta en la red material de tipo sexual (fotos, vídeos, etc.).

La adicción al cibersexo comienza igual que en otras adicciones, al principio se hace un uso esporádico y puntual y a medida que pasa el tiempo la persona aumenta la frecuencia de uso hasta que se termina perdiendo el control sobre la conducta. Posteriormente el cibersexo se vuelve el centro de sus pensamientos y se termina desarrollando una dependencia, que hace que la persona aún sabiendo que puede haber consecuencias negativas, no logra dejar de llevar a cabo esta conducta sexual.

Los problemas que pueden derivarse de este abuso generalmente son conflictos o separación de la pareja, alteraciones emocionales, aislamiento, excesivo gasto, absentismo laboral etc.

 

                                                   SEÑALES DE ALARMA

Es difícil detectar una adicción al cibersexo, ya que se tiende a negar el problema y a mentir si alguien intenta descubrirlo. Algunas de las siguientes señales podrían servir como “pista” para poder pensar que hay una conducta problemática relacionada con el sexo por Internet:

  • Estado de ánimo: Cambios inesperados de humor sin ningún motivo importante, irritabilidad si no puede conectarse… La persona también puede verse alterada emocionalmente por el sentimiento de vergüenza y culpa que experimenta al ocultar esta conducta reprobable.
  • Aislamiento social y familiar. Dejar de hacer actividades de ocio que se hacían habitualmente con la familia y que antes resultaban placenteras.
  • Cambios en el patrón del sueño. Se quedan hasta altas horas de la madrugada chateando, por ejemplo, lo que provoca que durante el día tengan que dormir. Estos cambios también pueden llegar a producir dificultades de atención y concentración.
  • Se centran en las relaciones virtuales, donde pueden dar “rienda suelta” a sus fantasías y dejan de lado las relaciones sexuales reales. Cada vez tienen menos relaciones sexuales en pareja y solo ven el cibersexo como fuente de gratificación.
  • Consecuencias graves debido a la conducta sexual. Pueden ser laborales (utilizar el ordenador profesional para practicar el cibersexo, conducta que puede llevar a un despido), económicas, de pareja, etc.
  • Intentar detener la conducta y no poder conseguirlo, aún sabiendo que habrá consecuencias negativas.
  • Consumo importante en cantidad de tiempo para poder obtener sexo a través del ordenador y necesidad de tener contactos cada vez de manera más frecuente.
  • Pensamientos continuos y anticipantes sobre la próxima conexión con la idea de encontrar sexo.

—————————————————————————————————————————————————-

SOLICITE SU CITA: 647 803 293

Avda. Maisonnave, nº 41, 6º G. ALICANTE