Ludopatía y apuestas online: Crecen los jóvenes enganchados 0


El número de ludópatas en nuestro país ya supera el millón y medio, según cifras de FEJAR, y este fenómeno cada vez es más frecuente entre los jóvenes gracias a la facilidad de acceder a juegos y apuestas online. De hecho, el juego online se ha convertido en la segunda causa de ludopatía más frecuente en España, por detrás de las máquinas ‘tragaperras’.

 

ludopatiaLa ludopatía es un grave problema en nuestra sociedad que, lejos de resolverse, sigue creciendo año tras año, principalmente gracias a internet Pero no solo ha cambiado la manera de ‘engancharse’ al juego, sino que laedad de los ludópatas también ha descendido. 

Según cifras de la Federación Española de Jugadores de Azar Rehabilitados,actualmente hay un millón y medio de ludópatas en nuestro país. En los últimos años el problema se está haciendo creciente, especialmente desde que el juego online se legalizara en España a finales del año 2011.

En apenas tres años, el juego online se ha convertido en la segunda causa de ludopatía más frecuente en nuestro país, por detrás de las máquinas tragaperras, según FEJAR. Además, los más afectados han pasado a ser los jóvenes.

LOS LUDÓPATAS SON CADA VEZ MÁS JÓVENES

Estefanía Gómez, terapeuta especialista en adicciones en Aytera (ApoyoTerapéutico Aragón) señala que cada vez es necesario atender a más jóvenes enganchados al juego o las apuestas online, lo cual es ”terrible”. 

Las casas de apuestas deportivas también han supuesto una gran atracción para los más jóvenes.“Tenemos a críos de 18 o 19 años que ya tiene problemas de juego”, señala Estefanía Gómez. Además, la terapeuta denuncia que en muchos de estos centros dejan entrar a los clientes incluso teniendo las autoprohibiciones (uno de los primeros pasos en el tratamiento de la ludopatía). “Les dejan pasar solo por el mero hecho de que en la puerta les conocen porque llevan un tiempo jugando allí, y ya no les piden ni el carnet”.

El auge de los juegos online y de las apuestas ha hecho que los problemas de ludopatía comiencen cada vez a edades más tempranas. Pero, ¿quiénes son los jóvenes más propensos a caer en este tipo de adicción? ”Suelen ser chicos con fracaso escolar, que por ejemplo se meten en las casa de apuestas en lugar de ir al colegio. También se da en jóvenes con problemas familiares o con dificultades para relacionarse con los demás”, asegura Estefanía Gómez.

La terapeuta de Aytera explica que parte de la raíz de los problemas con el juego vienen porque actualmente “damos a los niños móviles desde pequeñitos, y les enseñamos a aislarse de la sociedad y a no aprender a hacer cosas creativas”. Asegura que cada vez se encuentran más adolescentes a los que“empiezan a estar solos y les cuesta relacionarse con los demás y ser participativos”, por lo que es más fácil que desarrollen problemas como la ludopatía.

EL PELIGRO DE LOS JUEGOS Y LAS APUESTAS. Aunque este tipo de adicción cada vez sea más frecuente entre los jóvenes, el ‘boom’ de las páginas de juego y apuestas por internet está bastante extendido. Además, Estefanía Gómez señala que ”el fenómeno de las páginas online anunciadas por rostros conocidos como Belen Esteban o  Rafa Nadal hacen mucho daño”. 

Otro de los problemas de las apuestas y los juegos online como el bingo es que puedes caer ”porque es muy fácil y además no tienes que salir de casa. El factor de que solo con una tarjeta de crédito, propia o de la familia, puedas jugar y apostar está haciendo mucho daño en estos momentos”. 

Otro fenómeno al que apunta la terapeuta Estefanía Gómez es que “hasta de juegos que parecen inofensivos como el Candy Crush también se pueden hacer apuestas y están empezando a ser problemáticos”. 

LAS CAUSAS Y LOS SÍNTOMAS DE LA LUDOPATÍA

La ludopatía tiene muchos puntos en común con cualquier otro tipo de adicción. Como señala la terapeuta de Aytera, “en el fondo siempre hay una baja autoestima, problemas de soledad y un no saber afrontar bien los problemas”. Pero, los síntomas de la ludopatía no hacen tanto ruido y “puede disimularse más fácilmente que otros otras adicciones como la drogodependencia”.
Sin embargo, aunque los síntomas de la ludopatía no sean físicos la situación termina por explotar y casi siempre son los familiares o la pareja de la persona afectada los primeros en detectar que hay un problema. 

“Suelen ser personas que empiezan jugando muy poco dinero pero acaban gastando grandes cantidades. Entonces la familia suele descubrir que tienen un descubierto en el banco, o les llega una carta de un crédito que no sabían que habían pedido”, asegura Estefanía Gómez.

Las personas que se convierten en ludópatas suele ser ”gente con fracasos personales y emocionales, y con baja autoestima”, pero también “gente aburrida o carente de actividades sociales”. En cualquier caso, cuando comienzan a tener problemas con el juego sus relaciones con los demás siempre se ven afectadas: “están más agobiados, nerviosos e irascibles”, además, “entran en una rueda de mentiras que les hace sentirse cada vez peor y volverse más agresivos”, aclara la terapeuta.

Hoy se celebra el Día Mundial Sin Juegos de Azar ya que, la ludopatía, al igual que otras adicciones se puede tratar y superar. Estefanía Gómez asegura que en el tratamiento son muy importantes “las reuniones con la familia y con el entorno del ludópata, para ver de dónde vienen sus problemas, ya que la ludopatía solo es la punta del iceberg”. Además al ludópata se le marcan unas pautas, entra las que destaca la ”autoprohibición para entrar en casinos, bingos, casas de apuestas o juegos por internet”. Las terapias tanto individuales como grupales también son fundamentales, ya que, “el problema no se cura solo, igual que con cualquier otra adicción”, explica Estefanía Gómez.

Fuente:que.es

 

Comparetelo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


dos + 3 =

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>